Search

Metro

Oporto cuenta con una moderna línea de metro desde el año 2002. Tiene más de 70 kilómetros de líneas. La mayoría transcurre por superficie, sobre todo las líneas que enlazan con la periferia y ciudades aledañas. Este método de transporte permite moverse de forma rápida y cómoda, evitando los frecuentes atascos. La mayoría de las líneas funcionan más como una red de cercanías, porque más allá de unir distintos puntos de la ciudad, enlazan con otras localidades. Para visitar los puntos más turísticos en el centro es mejor optar por otro medio de transporte.

Actualmente existen seis líneas de metro y todas se cruzan en la estación de Trindade, la más  importante de todas:

  • Línea A (azul), desde Estádio do Dragão hasta Senhor de Matoshinhos.
  • Línea B (roja), desde Estádio do Dragão hasta Póvoa de Varzim.
  • Línea C (verde), desde Campanhã hasta ISMAI.
  • Línea D (amarilla), desde Hospital de S. João hasta Santo Ovídio.
  • Línea E (violeta), desde Estádio do Dragão hasta Aeroporto. (Desde el centro se tarda media hora en llegar al aeropuerto, por lo que es una excelente opción para realizar este trayecto).
  • Línea F (naranja), desde Senhora da Hora hasta Fânzeres.

Abre de 6:00 a 1:00 h y la frecuencia de los trenes varía entre los 5 y los 15 min., según la franja horaria. Es bastante accesible para personas discapacitadas. Para usar el metro necesitas compra una tarjeta denominada Andante, que se recarga con los títulos de viaje que necesitemos. Es obligatorio validarlos antes de cada trayecto, pasando la tarjeta delante del lector. Se puede recargar con muchos viajes de una determinada zona, pero no con billetes para áreas distintas. Además de para el metro, es válida para el resto de los medios de transporte como autobuses, ferrys o incluso el turístico Funicular dos Guindais. Si piensas hacer varios trayectos en un mismo día es más recomendable que recargues la tarjeta con un billete válido para 24 horas. Te saldrá más económico. Encontrarás más información en la web www.metrodoporto.pt